Ir directamente al contenido

Noticias

El Palacio Real se adapta a los criterios de accesibilidad universal

10/02/2016

La reina Letizia visitó este miércoles las obras realizadas en el Palacio Real de Madrid para eliminar las barreras arquitectónicas y mejorar la accesibilidad, un proyecto que ha sido posible gracias al convenio suscrito entre el Consejo de Administración del Patrimonio Nacional, el Real Patronato sobre Discapacidad y la Fundación ACS.

Fotografía: © Casa de S.M. el Rey

Se trata de un acuerdo que las tres entidades mantienen desde hace cinco años para eliminar las barreras arquitectónicas en los Reales Sitios, adaptándolos a los criterios de accesibilidad universal y diseño para todos.

Durante su visita, la reina estuvo acompañada por la vicepresidenta en funciones del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría; el ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso; la secretaria de Estado de Servicios Sociales y secretaria general del Real Patronato sobre Discapacidad, Susana Camarero, y el director general de Políticas de Apoyo a la Discapacidad y director del Real Patronato sobre Discapacidad, Ignacio Tremiño.

Mejoras en la accesibilidad

Las intervenciones en el Palacio Real se han centrado en la instalación de rampas en los distintos puntos del recorrido turístico, como la Real Armería, las salas de exposiciones temporales o los salones oficiales. Además, en el nuevo centro de recepción de visitantes se ha colocado un punto de información en braille para personas con discapacidad visual y, en el Patio del Príncipe, junto a la entrada a las salas de exposiciones temporales y el ascensor que traslada a la planta principal, se han construido nuevos aseos para visitantes que son totalmente accesibles.

Después de las actuaciones en los Reales Monasterios de San Lorenzo de El Escorial en Madrid, Santa María la Real de las Huelgas en Burgos, Santa Clara en Tordesillas, y Yuste en Cáceres, se han finalizado las intervenciones en el Palacio Real de Madrid que fueron objeto del convenio suscrito en junio de 2014.

Las tres instituciones que colaboran en el proyecto han previsto emprender la mejora de la accesibilidad durante el año 2016 en los Reales Monasterios de las Descalzas Reales y la Encarnación, en Madrid, estudiando asimismo nuevos desarrollos para personas con discapacidad sensorial en los Reales Sitios.


Abre en nueva ventanaMás información

Comparte en